Entradas populares

viernes, 31 de octubre de 2008

La bella Tesalónica


29- 30 de octubre de 2008

Otra vez me encuentro en esta bella ciudad mediterránea, tres veces en menos de un año. Sin duda, tiene una atracción para mí. Dos por la feria de turismo de Philoxenia y otra para conocerla desde los Pasos de San Pablo, al celebrarse este año el bimilenario del nacimiento del apóstol.

Hoy he perdido el autobús que salía del hotel hacia la ciudad para realizar el city tour (¡¡vaya palabreja!!). Lo suyo seria visita turística de la ciudad. Bien, pues como decía perdí el autobús donde iban mis compañeros de prensa y tuve que tomar el que salía del Grand Hotel Palace hacia el centro. Quiero reseñar aquí y ahora la página de este magnifico establecimiento hotelero, debido a los buenos servicios que ofrece:
www.grandhotelpalace.gr

Ha sido un paseo de viajero más que de turista. La primera visita fue a un baño turco del siglo XV; en él estaba un colegio de niños pequeños que realizaban dibujos de una magnífica exposición de joyas modernas. El edificio, que necesita una amplia restauración, es un bellísimo baño que bien merece ser cuidado y enseñado al público con orgullo pero también con pasión. Aún se conservan los elementos artísticos de la arquitectura turca. ¡Una maravilla!

El segundo paso fue ver el ágora, abierta al público solo en parte. En este ágora fue donde predicó la Buena Nueva de Cristo el apóstol San Pablo. Se puede ver la calle antigua del lugar llena de tiendas de comercio y también el pequeño anfiteatro del ágora donde Pablo predicó a los gentiles.

Un cuarto paso lo di cuando visité con delicadeza la basílica de San Demetrio, donde hombres y mujeres, mayores y jóvenes, reverencian con devoción el cuerpo del santo patrón de la ciudad, cuya fiesta se celebra el 26 de octubre y que, colocado sobre el altar mayor, en ocasiones exhala un aroma precioso y especial. En la foto, una joven hace reverencia a la tumba de San Demetrio.

Y ya el quinto paso artístico de Tesalónica fue visitar Agia Sofía, cuyo templo es el más antiguo de la ciudad, pero en esta ocasión estaba cerrado. Conocí el año pasado por dentro Agia Sofía. Puedo asegurar que es una belleza. Y en esta ocasión lo cambié por la subida a pie de la Torre Blanca, el verdadero símbolo de la ciudad. La torre ha sido abierta al público recientemente y es uno de los monumentos más visitados. En su interior hay una magnifica exposición de la ciudad a través de los tiempos. Hágame caso, visite este edificio al mismo borde del mar. Me lo agradecerá.

Para terminar la jornada viajera fui a comer al restaurante Hamodrakas, que es una vieja taberna de más de 80 años y que ofrece típica comida griega del mar. Su ensalada de granadas, su arroz ¡¡buenísimo!! y su típico plato de pescado kalkani. Excelente. No me diga qué pescado es un kalkani, pero ya les doy mi recomendación para que lo prueben. Ha tenido tanto éxito que uno de sus clientes fue el presidente ruso Putin en su visita a Tesalónica siendo agasajado por el joven dueño.
www.hamodrakas.gr . El resto, la feria, el discurso del ministro de Turismo y otros temas, también interesantes, para otra ocasión.

miércoles, 29 de octubre de 2008

Promoción de Alemania en España



Ayer hubo en el restaurante Pedro Larumbe, situado en el centro comercial de ABC, en plena Castellana, un “workshop” (¡vaya palabra tan horrorosa para denominar un mercado turístico o una feria turística en pequeñito!) del turismo de Alemania en Madrid.

Con ello se pretende vender Alemania a los profesionales del turismo madrileño para que promuevan este destino en nuestro mercado. Acudieron a esta miniferia más de 40 empresas españolas y extranjeras que trabajan llevando turistas desde nuestro país a este destino centroeuropeo. Allí vi compañías aéreas como Lufthansa o Spanair, promoción de ciudades como Berlín o la hanseáticas Bremen y Lübeck, ésta última declarada Patrimonio de la Humanidad y otras muchas empresas privadas. En la foto, la puerta Holstertor, de Lübeck.

Una cena, con un magnífico espectáculo, con un negro que poseía una voz estupenda, deleito a los cientos de personas que se dieron cita en este encuentro anual. Al final, los regalos de viajes, que fueron donados por las empresas exhibidoras y agradecidos por los premiados. Creo que el más contento de todos fue el delegado de turismo de Alemania en España, Harald Henning, que tras unos 10 años en nuestro país ha visto incrementado el número de visitantes españoles a Alemania, que ha pasado de los 300.000 a los 800.000 del año pasado. ¡Mi enhorabuena

Quien desee informarse del turismo de Alemania aquí tiene su página web:
www.alemania-turismo.com

domingo, 26 de octubre de 2008

Hoy hace 40 años que


Hoy hace 40 años –en 1968- que este servidor escribió su primera crónica. Fue con motivo de que los jóvenes de mi pueblo –Las Brozas, de la provincia de Cáceres- trabajamos en una pequeña obra teatral para sacar unos dineros para el Domund. Hoy es el Día del Domund, la jornada que la Iglesia Católica dedica a las misiones y que de niños nos hacían sacar la hucha de barro, con cara de negrito o de chinito y a la que había que darle parte de nuestros ahorros.

Pues bien, don Constantino Calvo y Delgado, el cura párroco de los Santos Mártires, la otra parroquia que había en Brozas (Yo era de Santa María) nos invitó a unos cuantos muchachos y muchachas que ensayáramos algo para estrenarlo en el cine de Cachucha, oficialmente el cine López. No sé porque quitaron el precioso nombre que tenía: TCO. “Teatro Casimiro Ortas”. Un actor que nació en Brozas en 1880 y que escritores como Carlos Arniches, el maestro Guerrero le escribía partituras o bien Pedro Muñoz Seca.


Lo dicho, don Constantino, que sí era calvo, pero no delgado, nos animó a poner no me acuerdo qué en escena y yo escribí una pequeña crónica que se publicó en el diario “Hoy”. ¡No vean qué ufano y orgulloso estaba con mi recorte en la carterita que como mozalbete llevaba siempre conmigo. Allí, en letras de molde y en caja alta, en mayúsculas, aparecía por primera vez mi nombre y mi apellido: FRANCISCO RIVERO.


He intentado hacerme con este recorte. Curiosamente en el verano de 1974 trabajé en la redacción central del diario “HOY” y no se me ocurrió buscarlo. Años más tarde, siendo director Teresiano Rodríguez, me acerqué con mi hijo José Miguel, que también es periodista, pero no logré encontrarlo. Tenía intención de poner el recorte en un cuadro. Ahora bien, el primer recorte de prensa que pose es de 1971, una entrevista a Mikel Kennedy, alemán, que fuera cantante del grupo “Los Bravos”, y que se la hice en Cáceres. Este grupo con su tema “Black is black” se puso por delante de los mismísimos Beatles. Es su canción más famosa y yo tuve el gusto de entrevistar a su cantante. Como no tengo fotos de esa época, se me ocurrió colocar aquí la que me hicieron en mis prácticas de la agencia EFE en Bilbao, durante el verano de 1975.



¡¡¡Memorias de toda una vida!!!

jueves, 23 de octubre de 2008

Interesante comida de amigos



Este viajero trotamundos de vez en cuando tiene una parada y se reencuentra con los amigos, desarrollando esa virtud de saber estar con aquellos con los que te sientes bien. Son esos amigos de la tierra que aquí nos llamamos Foro Extremadura y que nos une el cariño por el terruño.

En esta ocasión nos hemos reunido alrededor de una buena mesa en la bodega del restaurante de alta cocina Piñera, en la madrileña calle Rosario Pino, 12. El anfitrión y organizador de la comida ha sido Rafael Gonzalo Bravo, un magnífico abogado, pero mejor amigo. Se da la circunstancia de que el director de sala, Jorge Dávila, es su sobrino, un profesional de la atención al cliente.

Y así, entre charlas, bromas, y recuerdos, hemos tenido un espléndido almuerzo a base de un entrante de alubias con foie, anchoas con tomate kumato caramelizado, un tartar de atún rojo con ajoblanco, que resultó espléndido, y unas croquetas casera de ternera con jamón ibérico. De segundo plato había una merluza de pincho con borrajas y almejas en salsa verde clarificada, que fue el que yo comí y que califiqué como extraordinario. Otros compañeros de mesas prefirieron la carrillera de cerdo ibérico, todo ello regado con un tinto Matarromera, muy bueno en boca. Las referencias vinícolas del restaurante se acercan al centenar entre vinos españoles y extranjeros, destacando los portugueses, italianos y del Nuevo Mundo. No quedó nada mal el postre: Tarta fina de manzana con natillas caseras.
www.restaurantepinera.com

Y no hay una buena comida sin una buena charla, aunque a veces – como típicos españoles- todos hablemos y todos escuchemos. Conversaciones que derivaron desde las ilustres barraganas al escritor José María Pemán, desde los comienzos de la monarquía en tiempos de Franco, cuando don Juan y el General se entrevistaron en esa finca extremeña que asemeja a un “cotagge” inglés, entre Navalmoral y Plasencia, al borde mismo de la autovía Ex1, al robo que hicieron los franceses en la Guerra de la Independencia de los pergaminos del conventual de San Benito de Alcántara, cuyas tropas estaban mandadas por el general Junot, y que conforman hoy parte de la cocina gala.

Fue una buena y distendida charla que sólo duró unas tres horas. Como siempre, lo mejor, la tertulia tras el almuerzo y después… cada mochuelo a su olivo, o cada profesional a lo suyo.

viernes, 17 de octubre de 2008

Las Extremaduras de América: Ecuador




El viajero ha tenido la oportunidad de recorrer la tierra hermana de Ecuador. Allí ha podido saborear el gusto por lo español y reconocer, en la lejanía, parte de su tierra extremeña.

Lo primero que hay que decir es que la afanosa e industrial ciudad de Guayaquil, al sur del país, en el Océano Pacífico, fue fundada por el trujillano Francisco de Orellana en 1537. Según los historiadores locales, la fundó en el Barrio de las Peñas, una pequeña colina, al norte de la ciudad actual, que era un reducto defensivo ante el ataque de los indios locales.

Durante décadas, éste barrio fue una zona marginal y hoy es donde las autoridades locales, comandadas por su alcalde Jaime Nebot, ha sido capaz de recuperarlo como una de las zonas más vivas y dinámicas de Guayaquil al convertirlo en zona típica y ser lugar donde se aposentan artistas y restaurantes con un gusto exquisito por ofrecer comida autóctona. También es un magnífico mirador sobre el malecón Simón Bolívar, un encantador paseo marítimo, restaurado por empresas privadas como acto de responsabilidad social con su ciudad. Al fondo, el barco pirata Morgan hace las delicias de los turistas que pasean por la bahía del río Guayas. Una cristalera en el salón noble del Ayuntamiento recuerda la fundación de la ciudad por el extremeño a la que llamó Santiago de Guayaquil y que los nativos dicen que proviene de la leyenda del matrimonio indio Guayas y su esposa Quil.

Es tal el cariño de Ecuador al fundador de Guayaquil y descubridor del río Amazonas, que en 1990 se creó la provincia de Orellana. Es un extenso territorio de unos 21.700 kilómetros cuadrados (más o menos como la provincia de Badajoz) y sólo unos 86.500 habitantes, cuya capital lleva por nombre Francisco de Orellana, no cuenta con más de 42.000 habitantes. Uno de sus principales platos típicos son los pinchos de mayones, un gusano que crece en la palmera de chonta y que se comen o asados o bien crudos; éstos saben como si fuera leche merengada. Los indios se los comen para curarse de enfermedades respiratorias. El viajero tuvo oportunidad de probarlos de las dos maneras en la feria internacional de turismo de Ecuador, creada en Guayaquil y dirigida por el español Jaime Rull, que la ha convertido en la más importante de América del Sur.
Otros nombres extremeños por Ecuador son el de Cañaveral, al norte del país, que se repite dos veces. La Rinconada, Valdivia, Santa Cruz, Granadilla, Gonzalo Pizarro y el de Guadalupe, que está en tres lugares distintos, dos al norte y un tercero al sur, limitando ya con Perú.

En el libro de mi amigo Arturo Álvarez, “La Virgen de Guadalupe ene l mundo”, que fuera durante 27 años, fraile en el monasterio de Guadalupe, se citan la imagen de Baños de Cuenca, donde hay un grandioso santuario y a la que se denomina Virgen de Guadalupe de los Baños de Azuay, cerca de Cuenca, la tercera ciudad del país, y declarada Patrimonio de la Humanidad por su excelente urbanismo colonial, en plenos Andes. Hay otra imagen con gran devoción en Cisne, cerca de Loja, al sur; una tercera está en Guápulo, vocablo que fue creado por los indios, al ser imposible traducir la palabra Guadalupe, de origen árabe, sin olvidarse del moderno santuario guadalupense del Quinché, en el valle Guaillabamba, regido hoy por los padres oblatos.

Como hecho curioso quiero reseñar que en la provincia de Cañar, al norte de la ciudad de Cuenca, en plenos Andes, los ecuatorianos bailan el cordón como lo hacen en mi pueblo, Las Brozas. Se trata de un palo alto donde cuelgan cintas de colores y los danzarines –hombres y mujeres- ataviados con trajes típicos lo tuercen y se ve el cordón de colores tejido sobre el palo. En las Brozas y en el cercano pueblo de Villa del rey lo bailan el día de San Antón y el de San Blas, fecha de sus respectivos santos patrones.

martes, 14 de octubre de 2008

Éxito de la Feria de Turismo del Ecuador


Se acaba de celebrar en el Centro de Convenciones “Simón Bolívar”, de Guayaquil la VI edición de FITE, la Feria Internacional del Turismo de Ecuador, bajo el lema Su mejor negocio” y que dirige el español Jaime Rull, convirtiéndose por su 70.000 visitantes la en la feria más importante de Sudamérica. http://www.fite.info/
En el evento han participado con más de 300 stands empresas e instituciones de las cuatro zonas de este país: La Amazonía, los Andes, la Costa u las Islas Galápagos, así como instituciones y empresas de países cercanos. Perú, Argentina, Colombia y otros lejanos como de China, Taiwan, Polonia y España, con empresas como Air Comet, la próxima feria Euroal, a celebrar en Torremolinos, o Casal de Cataluña.
El presidente del Ecuador, Rafael Correa, se acercó oficialmente a visitar la feria, siendo recibida por la ministra de Turismo, Verónica Sión, y el presidente de FITE, Jaime Rull, sintiéndose las autoridades muy satisfechas con el desarrollo del evento por la importancia económica de este sector para la vida laboral del país. Por primera vez, el Ministerio de Turismo tuvo una participación activa en la feria, apoyando con su presencia un evento que surgió desde la iniciativa privada del Grupo Horitzo.
Durante una conferencia de prensa, la ministra Verónica Sión, habló de un plan de promoción del Ecuador de 1,2 millones de dólares en las ferias de turismo internacionales de Estados Unidos, Europa y Asia.
En las jornadas técnicas intervinieron varios profesionales españoles, entre ellos Francisco Rivero, presidente de los periodistas de turismo de Extremadura, con la conferencia: “La comunicación en tiempos de crisis”, así como el director del Boletín Turístico.com, Luis Messalles, quien habló sobre una nueva arma de comercialización hotelera internacional; Arturo Crosby “Experiencias turísticas y comercialización eficiente”.
En esta feria de turismo se conformó la pre Asociación Latinoamericana de Periodistas de Turismo, que promueve el uruguayo Julio César Debali y que se creará definitivamente el 4 de junio de 2009 en el Palacio de Congresos de Torremolinos cuando se celebre la Feria de Turismo., Arte y Cultura de América Latina y Europa, que preside el español Luis Callejón, miembro de la Federación Española de Periodistas y Escritores de Turismo, FEPET.
La ciudad de Guayaquil, donde se celebró la feria, está situada en la costa sur de Ecuador, es la ciudad económica del país. Cuenta con una población de dos millones y medio y tiene en su haber el Premio de las Naciones Unidas a la Buena Gobernabilidad.

lunes, 6 de octubre de 2008

Buena impresión de Ecuador


Alguno pensará que pese a la carta dirigida al director del periódico El Universo, de Guayaquil, me he llevado una mala impresión de Ecuador. Nada más incierto. Guardo, en mi interior, una gratísima experiencia de mi viaje por Guayaquil, Cuenca y Baños de Santa Agua. El español que se acerque hasta allí encontrará no sólo parte de nuestra historia común, sino unos bellísimos paisajes andinos, unas culturas autóctonas y una gastronomía rica y variada. Ecuador, es, sin duda, muy recomendable de visitar para un viajero.

viernes, 3 de octubre de 2008

Carta al director de El Universo de Guayaquil


3 de octubre de 2008

Soy un periodista español que ha ido a las FITE. A mi regreso de Guayaquil a Madrid, vía Miami, me encuentro con un enorme problema por la mala gestión de la gerencia de American Airlines en la capital del Guayas. Se trata de que al anularse el vuelo del día 1 de octubre, la gerencia dijo que debían ser los primeros en ocupar el avión del día 2 a Miami, mezclándose pasajeros y maletas de dos vuelos, que demoró la salida desde las 9,50 horas del 2 de octubre a las 14,30 horas de ese mismo día, perdiendo numerosísimos clientes de American Airlines conexiones a otros destinos de América y de Europa, como es mi caso.

El revuelo fue tan grande que tuvo que intervenir seguridad del aeropuerto, como muestro en la foto. Fue una crisis grave y ha supuesto una quiebra grande en la confianza de esta empresa por la mala gestión de este asunto por parte de la gerencia y personal de tierra de American Airlines.

Por ultimo comunicarle que fue el conferenciante que en la FITE trato el tema de comunicación de crisis. Con esto he recibido una lección viva y en directo de cómo gestionar pésimamente una crisis.

De Baños a Guayaquil



1 de octubre 2008


Una carretera por los Andes, en plena montaña, llena de curvas y todito un bache. El autobús, conducido por un experto chófer, circulaba rápido evitando los agujeros en el camino llenos de agua de lluvia, lo que hacía que los pasajeros nos bamboleásemos de izquierda a derecha. Fueron sólo unas seis horas y media para recorrer entre 250 y 300 kilómetros, pues el cobrador un joven llamado Luis ni siquiera lo sabía.

Ascendimos con locura creo que hasta los 3.000 metros, a la derecha el volcán Chimborazo, verdadero símbolo del país, estaba tapado pos las nubes; unas nieves lejanas anunciaban su presencia.

Parábamos para dejar a los niños de la escuela o tomar alguna cholita que, con sus mejores galas, iba a la capital. Hice fotografías y fotografías de los bellísimos paisajes del entorno. Mientras hubo luz me sirvió para pasar el tedio del viaje.

Antes había paseado por el centro de Baños de Agua Santa, llegando hasta el puente de San Francisco que cruza el río Pastaza, antes de caer a la selva amazónica e integrar sus aguas en el Padre Amazonas, cuyo descubridor fue mi paisano trujillano Francisco de Orellana, verdadero héroe del Ecuador y fundador de la ciudad de Guayaquil. Su solo nombre aún causa asombro entre los ecuatorianos de Baños que no pueden creer como unos españolitos del siglo XVI fueron capaces de cruzar desde la costa al interior del continente atravesar la gran barrera de los Andes y entrar en una selva agresiva ahora y entonces.

Pero el asombro vendría al atardecer cuando Luis me dice que desde el pueblo de Bucay ya no pararíamos, pues estábamos expuestos a los ladrones de buses que paran y atracan a los viajeros. El mismo me dice que en varias ocasiones ha sido atracado su ómnibus. ¡¡¡ Vaya alegría!!!. Y debía ser cierto, pues dos días antes la televisión local había anunciado que se había atracado un bus en la carretera de Guayaquil a Cuenca poco después de haberla cruzado este viajero. Se llevaron todo, incluso dejando sin dinero, sin móviles y hasta sin zapatos a los viajeros. No hay que ser alarmista, pero hay noticias, que aunque sean tristes, son ciertas.

Baños: aventura, descanso y diversión


30 de octubre 2008

Baños de Agua Santa es el primer destino turístico de Ecuador. Durante un tiempo ha sido un destino maldito porque la prensa local se ha enseñado en él, al anunciar, sin confirmación, que es un peligro acudir a Baños al estar tan cerca del volcán Tungurahua. Hay que desmentir rotundamente esto. Es un destino seguro, donde hay un plan rápido de evacuación que se activa al menor síntoma de temblor o explosión del volcán.

He visitado este lugar de la mano de un enamorado y experto Guido Calderón, propietario de la Hacienda Monte Selva, capaz de soñar con que Baños de Agua Santa tiene una enorme capacidad de desarrollo. Guido esta tan convencido de ello que esta invirtiendo en su bien presentada Hacienda. Por otra parte es dueño en plena selva amazónica del Eco Parque, donde se pueden observar animales de la zona en libertad y lo más curioso, propietario de un periódico electrónico de turismo
www.trafficnews.ec.un diario turístico mundial realizado desde los mismos Andes.

Con él he visitado la tarabita de la Hacienda Guamag propiedad de Carmen, una amante del lugar, y propietaria de una galería de arte, donde muestra las pinturas de su cuñado Edguin Barrera, y también de una finca de 200 hectáreas, en las riberas del río Guamag, nos ofreció un rico desayuno con productos típicos, para después hacer un paseo por el lugar: Ver las cataratas, cruzar el puente colgante y sobre todo atravesar el río en tarabita, que es un funicular a al aire libre. Un poco más lejos, otra tarabita pone en tensión el cuerpo, soltando un poquito de adrenalina: Visitamos de la mano del indio Plumas la catarata el Manto de la novia. ¡¡¡Qué belleza!!!

Pero si quiere soltar adrenalina de verdad hay que probar a tirarse de un puente que cruza la carretera. Uno no fue tan valiente para hacerlo, pero otros muchos sí, entre ellos algunos amigos: Un uruguayo, otro ecuatoriano, un polaco, un argentino ya hasta un jovencito de solo 7 años, Gian Franco, que acompañaba a sus padres y que fue un valiente.

La jornada concluye en el Pailón del Diablo, una cascada que es para recordar toda la vida, donde la energía que produce entra en el cuerpo y lo mantiene vigoroso. Aquí se rodó la película de Hollywood: “Proof of life”, protagonizada por Meg Ryan y Rusell Crowe.

Tras un almuerzo en el mejor hotel de la zona, el Samari, sobre un antiguo convento jesuita, viene a ser como un Parador de Turismo, donde se han invertido 6 millones de dólares, piensa conseguir un turismo de calidad y gran capacidad de gasto. Almorcé con su presidente, José, quien me informó de todas sus aspiraciones, incluso la ampliación del establecimiento hotelero.

La jornada concluyó en las termas municipales, donde el contraste del agua caliente a fría, con la bendición de Nuestra Señora de Santa Agua, el viajero se fue de Baños con una sensación de que es un lugar muy digno de recomendar. Por favor si va a Ecuador, no deje de visitarlo. ¡Hágame caso! Baños es un destino seguro..
www.baniosadn.com.ec y www.camaradeturismo.com




Hacia Baños de Agua Santa


29 de septiembre de 2008.

De Cuenca a Baños de Agua Santa no sé cuantos kilómetros hay, pero no muchos en línea recta. Sin embargo, el trayecto me llevó ocho horas en ómnibus, como le dicen por aquí al autocar. Hay que atravesar la gran muralla de los Andes, a más de 2.500 metros de altura y las curvas, vueltas y revueltas de la carretera son incontables.

La carretera no es mala, peor hay lugares que se convierte en un verdadero camino de alta montaña, donde la maniobra del conductor es admirable. Hay lugares que por su cercanía al abismo dan pavor y el autobús se revoluciona con el griterío juvenil, incluso algún niño dice con miedo: “Nos vamos a matar”.

Pese a todo, uno disfruta de unos paisajes bellísimos, con pueblecitos colgados literalmente en el barranco, donde los indios campesinos son capaces de andar varios kilómetros para cultivar sus huertos en unas zonas enormemente empinadas. Cultivan patatas, tomates, boniatos, y otras muchas clases de productos que le sirven para alimentarse y para sustentarse económicamente. Alguno que otro se para en el camino para que intentemos llevarle al pueblo más cercano. Por mi no importaría ayudar a esta pobre gente, pero no mando en el autobús.

En el camino veo muchas vacas suizas pastando, atadas por una pata, en unas pendientes que no se como son capaces de sujetarse, Los campesinos hacen lo mismo con sus chanchos o cerdos. Por cierto dos cerditos estaban atados a la altura de la laguna de Colta, que por su singular paisaje había sido propuesta para ser proclamada como Paisaje Cultural de la Humanidad.

Se desdibuja a mi izquierda el impresionante volcán del Chimborazo, cubierto de nubes. Me he de conformar con el volcán Tungurahua, ya en la zona de Baños de Santa Agua, pero esto ya es otra historia.

Ingapirga, sede de las culturas cacañarí eincaíca.



28 de septiembre de 2008

Hernán, el dueño del hotel Santa Ana de Cuenca, quiso tener con el viajero una experiencia indígena. Para ello sugirió conocer Ingapirga, la ciudadela de dos culturas, la cañarí y la incaíca.

Ingapirga, situada en la provincia de Cañar, está a unos 3.160 metros de altura, con lo que se sugiere no correr ni andar rápido por la falta de oxigeno. Para llegar a este lugar, al norte de la ciudad de Cuenca, es preciso recorrer bastantes kilómetros y atravesar dos pueblos: Azogues y Cañar.

Del primero se puede decir que tiene ese nombre por las minas de mercurio que posee. Es una ciudad prácticamente nueva, ya que en toda esta comarca o cantones hay muchos emigrantes a los Estados Unidos o España, que envían remesas de dinero s sus familiares y estos compiten con sus vecinos para ver quien levanta la casa más fastuosa y elegante. Eso está bien, pero tanpoco se dan cuenta que con ello destruyen la vivienda típica de las ciudades, las cuales en vez de ser restauradas son tiradas y construyen unos edificio anodinos e insulsos. Me supongo que para ellos muy elegantes y chic.

A lo que íbamos. A hablar y explicar algo de estas dos culturas indígenas. Ingapirca es una palabra quechua que significa “muro o pared del inca”. El edificio mas antiguo en el complejo es la Pilaloma, datado entre el 900 antes de Cristo y el año 1200 de nuestra era. En la parte central hay una “huaca” o monolito que da cuenta de un enterramiento o tumba colectiva cañarí. En otras partes hay una cancha ceremonial y los palacios exteriores dedicados como viviendas o “acllahiasi” dedicadas a las vírgenes del sol.

Una plaza ceremonial está delante del templo o adoratorio inca. Se ve que es una construcción típica de esta cultura, pues mientras las construcciones cañaríes están levantadas con piedras y argamasa para su unión, el templo se levanta piedra a piedra tan unidas entre sí que, como verdadera labor incaica, están tan pulidas que las piedras no necesitan nada para construir el principal edificio del complejo. Son sillares de frente almohadillado, construidos con piedras andesitas de color verde.

Un grupo de turismo comunitario, comandados por un joven de nombre Santiago, recibe a los visitantes y realiza el recorrido con traes típicos andinos, mientras unas llamas aburridas por los forasteros se dejan fotografiar. Según los indios cañaríes que llevan el turismo comunitario del complejo lo visitan anualmente unas 20.000 personas, incrementándose anualmente en 2.000.

Un grupo de yankis están disfrutando del lugar sin entenderlo muy bien. Pero bien merece un aplauso por interesarse por este turismo cultural

La jornada concluye con una “papamesa”, donde en un comedor, colocan varias mesas corridas con un largo mantel y sobre él arrojan productos cultivados comunitariamente: choclo (maiz), habitas.

Santa Ana de los Rios de Cuenca


28 de septiembre de 2008.


La ciudad ecuatoriana de Cuenca es tan bella y tiene tan bien cuidado su patrimonio colonial, que la UNESCO la declaro en 1999 Patrimonio de la Humanidad. Es una población de medio millón de habitantes que conserva el gusto por la cultura, de ahí que sea ciudad cultural del Ecuador.

Hay que visitar su magnifica catedral vieja, en una plaza con gusto hispano, y donde un domingo cualquiera su misa mayor esta abarrotada de feligreses. Hay que decir que el ecuatoriano es muy religioso. Tanto que en las cercanías hay numerosos puestos de flores donde la mujer que desea decorar su cas o el hombre que quiere regalar a una mujer ase acerca hasta allí para tener su preciado regalo.

Me llamó la atención una hornacina dedicada al Niño Viajero, un Niño Dios, que bendice desde el mismo centro de la ciudad a la persona que camina y que desea hacer en paz su recorrido.

Me encuentro alojado en el Hotel Santa Ana, http://www.santa-anahotel.com/ cuyo nombre es el de la Patrona de la Ciudad, un singular hotel, estrecho de fachada, pero profundo en su interior. Un cuatro estrella, propiedad de Hernán Plaza, que es el organizador de nuestro viaje por la provincia de Azuey. ¡Felicidades Hernán por tu buen hacer!

El ecuatoriano Dia Mundial del Turismo


27 de septiembre 2008

Este año la celebración del Día Mundial del Turismo ha sido un tanto singular. El viajero lo ha pasado en dos pueblecitos del corredor turístico del río Santa Bárbara, en la provincia ecuatoriana de Azuay, en plenos Andes.

En Gualaceo, la población donde comí, existe un magnífico orquideario que lleva por nombre Ecuagenera y que se muestra en Internet en la página:
www.ecuagenera.com . La empresa fue fundada por el salesiano Ángel Andreetta en los años 50, continuando en su labor los hermanos Mario y José Portilla.

La orquídea es una planta de gran valor para el país, por su variedad y porque esta en período de extinción, pues como dice el lema de la empresa una orquídea es naturaleza y belleza. Solo un dato, en Ecuador hay mas de 4.000 variedades de esta bella flor.

La ruta continuó hacia el pueblo de Chordeleg, dedicado a los metales preciosos, una localidad donde su plaza mayor y sus calles aledañas están llenas de joyerías que muestran el buen hacer de sus orfebres que ofrecen sus productos a unos precios asequibles. Como dato curioso, en su museo municipal se conserva un pendiente de playa de 17,5 kilos de peso y que mide 1,85 centímetros. Fue en este bello pueblo donde se ofreció al visitante celebrar el Día del Turismo con varios bailes regionales danzados por niños y jóvenes de la escuela municipal de danza.

Y lo más asombroso vino después, ya al anochecer, en el cercano pueblo de Sisig, declarado como Patrimonio Cultural del Ecuador. El viajero visitó su museo donde se muestran objetos prehistóricos de la zona, lo que supone la gran riqueza histórica del lugar.

Una típica cena de la zona, cocinada por Rosario Matute, a base de carne asada de chancho, motepillo y una ensalada de llampigacho, tortilla, al que acompañaba un rica bebida típica de la zona, el rosero, a base de harina de maíz, fruta tropicales como piña y babaco pusieron fin a la dura jornada turística, no sin antes estar presente en la danza nocturna que realizaron jóvenes de la comarca. Sin duda, fue una jornada inolvidable dedicada al turismo, especialmente por algo que uno no puede ver con asiduidad: El cielo totalmente estrellado de los Andes, en el hemisferio sur, en una zona sin luz, donde los brillos de los astros le encandilaron durante un buen rato mientras en las cercanías mis compañeros de viaje cenaban esa comida india cañarí. Esa jornada nocturna me recuerda un viaje en Portugal al Alentejo profundo, donde en una finca de 5.000 hectáreas, donde suele descansar el presidente de la República, vi el cielo estrellado e impoluto del hemisferio norte.

Hacia Cuenca


S/ 27 de septiembre de 2008.

Hemos salido de Guayaquil, la gran ciudad del sur, hacia Cuenca, en la montaña. Cuenca es la tercera ciudad más importante de Ecuador y está considerada por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad por el entramado histórico y colonial.

La salida de la llanura guayaquileña y la subida a las montañas centrales del Ecuador se reparte un gran territorio agrícola donde se producen plátanos y arroz. Las casas, en forma de palafito, albergan a los ciudadanos de esta zona del país. En estos momentos llevamos subiendo ni se sabe en medio de una espesa niebla y una carretera de tercera, llena de baches, que deja entrever a ambos lados una exuberante vegetación tropical Los expedicionarios dormitan en el autobús. Poco a poco el sol se deja ver e intenta mostrar la belleza montañera.

El autobús traquetea por la carretera que une Guayaquil con Cuenca, una carretera nacional llena de baches, pero la belleza del paisaje lo compensa todo. El final del viaje, que es el almuerzo, es Gualaceo, el jardín de la provincia del Azuay. El almuerzo se hace en un restaurante típico, “La Campiña”, que nos ofrece sopa de papas y una menestra de carne con arroz y un plátano frito, muy rico. Como bebida ofrecieron al viajero vino de mora, vino de Chicaguiña, y que sirvió como aperitivo

Aquí comienza el corredor turístico del río Santa Bárbara, que continúa en Chordeleg y Sigsig, pero esto ya es otra crónica.

Guayaquil



26 de septiembre de 2008.

Esta ciudad del Pacifico Sur de Ecuador tiene una fuerte personalidad histórica desde los tiempos de la independencia, no en balde fue capaz de crear una republica propia que fue deseada por la Gran Colombia con los territorios del sur independizados por el general San Martín. Un monumento histórico, la rotonda recuerda el encuentro entre este general y Simón Bolívar en una de las casas nobles cercanas al lugar.

Guayaquil es una ciudad muy dinámica, especialmente gracias a la gran labor de limpieza, ordenamiento y desarrollo de su alcalde el abogado Jaime Nebot, que ha sabido imprimirle un fuerte dinamismo a la sociedad, haciéndola protagonista de su propia historia.

Recorrer sus calles y sus plazas históricas evoca una ciudad que se siente a gusto con su historia. Hay que recalcar la capacidad de trabajo de su gente, que se puede concretar en el Malecón Simón Bolívar, donde antes había basura y el río Guayas estaba a la espalda de Guayaquil. Ahora los guayaquileños están orgullosos de esa obra del Malecón 2000.

Mi idea sobre Ecuador


23 de septiembre 2008.

Poco sé yo de Ecuador. La capital es Quito y que en su historia está haber formado parte antiguamente parte del imperio del Tauantisuyo incaico. Una ciudad dinámica y grande es Guayaquil, dinámica por su economía y por su puerto. Hace muchos años estudie en profundidad las Islas Galápagos, ya que publiqué un amplio reportaje de ellas en la revista española “El Médico”, con fotos de un amigo aventurero mallorquín que hace unos 30 años ya estuvo en ellas.

Es Ecuador una tierra de emigrantes hacia España, que son capaces de trabajar duro, muy duro para conseguir sacar adelante a sus familias y poder enviar remesas de dinero a los familiares que se han quedado allá. En breve, sabremos algo mas al recorrer el país, tras la Feria Internacional de Turismo de Ecuador, FITE, donde tendré una participación en las jornadas técnicas, con un tema difícil: “La comunicación turística de crisis”. El resto en unos días.

jueves, 2 de octubre de 2008

Santa Ana de los Ríos de Cuenca

28 de septiembre de 2008.


La ciudad ecuatoriana de Cuenca es tan bella y tiene tan bien cuidado su patrimonio colonial, que la UNESCO la declaro en 1999 Patrimonio de la Humanidad. Es una población de medio millón de habitantes que conserva el gusto por la cultura, de ahí que sea ciudad cultural del Ecuador.

Hay que visitar su magnifica catedral vieja, en una plaza con gusto hispano, y donde un domingo cualquiera su misa mayor esta abarrotada de feligreses. Hay que decir que el ecuatoriano es muy religioso. Tanto que en las cercanías hay numerosos puestos de flores donde la mujer que desea decorar su cas o el hombre que quiere regalar a una mujer ase acerca hasta allí para tener su preciado regalo.

Me llamó la atención una hornacina dedicada al Niño Viajero, un Niño Dios, que bendice desde el mismo centro de la ciudad a la persona que camina y que desea hacer en paz su recorrido.

Me encuentro alojado en el Hotel Santa Ana, cuyo nombre es el de la Patrona de la Ciudad, un singular hotel, estrecho de fachada, pero profundo en su interior. Un cuatro estrella, propiedad de Hernán, que es el organizado de nuestro viaje por la provincia de Azuey. ¡Felicidades Hernán por tu buen hacer!